jueves, 9 de diciembre de 2010

Historia del Balon Mano

El Balonmano moderno tiene una corta historia. Pero existen numerosos precedentes. Algunos encuentran huellas de este deporte en un juego que ya se practicaba en la antigua Grecia; otros mencionan un deporte puesto en práctica en la Edad Media en Francia y en Inglaterra. En los primeros años de nuestro siglo, en Checoslovaquia, Alemania y Dinamarca surgen los auténticos precursores.
A finales de la primera guerra mundial, época que dio origen a otros muchos deportes, entrenadores alemanes de atletismo buscaban una actividad deportiva para que sus atletas jóvenes pudieran practicarla durante el invierno, que exigiera buenas condiciones físicas, pero fuera menos violenta que el rugby o el fútbol.
Sobre la misma base del fútbol, es decir, en un campo, nació el BALONMANO de 11. Perseguía idéntico objetivo: marcar goles en una portería.
El BALONMANO de 11 concurre a los Juegos olímpicos de 1936, y Alemania obtiene la victoria entre los 6 equipos participantes. Pero el juego en un campo abierto resulta muy duro en los países fríos y ya en los Campeonatos Mundiales de 1938 aparece una nueva modalidad, precisamente la que hoy se practica: "El BALONMANO de 7" que se juega en cancha cerrada. Hasta 1958 una y otra formas coexisten, pero a partir de esa fecha se abandona el BALONMANO de 11. La consagración del BALONMANO de 7 se produce con su inclusión en los Juegos Olímpicos de 1972 (Munich) en la categoría masculina y en los de 1976 (Montreal) en la femenina.
Se considera que el balonmano es el segundo juego de equipo en velocidad, después de la pelota, y por esta causa resulta un DEPORTE IDEAL PARA LOS ESPECTADORES.
En nuestros días, la mayor parte de los encuentros de BALONMANO se desarrollan en pista cubierta y enfrentan a dos equipos de 7 jugadores cada uno

Nociones basicas del Balon Mano

Estas son las ** cinco nociones básicas**:
  1. Se puede avanzar con el balón en las manos hasta un máximo de tres pasos. A partir de ese momento el jugador dispone de 3 segundos para lanzar, pasar el balón o botar. Si se bota el balón, sólo con una mano por cada bote y con la palma de la mano extendida a diferencia del baloncesto, se puede continuar en movimiento hasta que se deje de botar.
    A partir de ese momento se pueden dar otros tres pasos y obligatoriamente hay que lanzar o pasar antes de tres segundos, ya que no está permitido a un jugador botar de nuevo el balón sin que este toque a otro jugador o la portería.
  2. El área de la portería no puede ser invadida por ningún jugador excepto el portero que defiende la portería. Si un jugador atacante lo hace, la jugada es invalida y el balón pasa a manos del equipo que defendía. Si un jugador del equipo que defiende invade el área, se señalará 7 metros.
  3. Un jugador no puede sobrepasar la línea de lanzamiento al ejecutar 7 metros y por lo menos alguna parte de un pie tiene que permanecer en contacto con el suelo hasta después del lanzamiento. Si el pie se separa del suelo o se desliza se tiene que sancionar falta de pie. En la ejecución del penalti, todos los jugadores, excepto lanzador y portero, deberán permanecer por detrás de la línea de 9 m.
  4. Si el equipo atacante no demuestra una actitud ofensiva, se le pitará 'juego pasivo' y se le dará el balón al equipo que defendía. No hay un tiempo definido para pitar 'juego pasivo' así que suele haber controversia ya que el criterio arbitral, en este caso, hace mucho.
  5. El balonmano es un deporte de contacto, pero noble. Está permitido el contacto "de cara" es decir, pecho con pecho, usando las manos sin agarrar, a fin de obstruir el ataque del equipo rival, pero nunca esta permitido los empujones, sean del tipo que sean. Estas faltas se sancionan con golpe franco, excepto aquellas que son una clara ocasión de gol, que son sancionadas con Lanzamiento de 7 metros.
    Las acciones más duras, agarrones por detrás, agresiones, etc. pueden ser sancionadas primero con una amonestación (tarjeta amarilla). Un equipo sólo puede recibir 3 tarjetas amarillas, la siguiente falta que el árbitro crea que merece sanción, esta será de 2 minutos de exclusión, no pudiendo sacarse ya más tarjetas amarillas. Esta sanción quiere decir que el equipo debe jugar durante 2 minutos con un hombre menos en pista. Un jugador que acumula tres exclusiones recibe la tarjeta roja (descalificación) y no puede volver al terreno de juego. En su lugar, a los 2 minutos podrá entrar un compañero.
    La tarjeta roja puede ser directa, a consideración de los árbitros (Casos de agresiones que pongan en peligro al jugador contrario).
    Si una exclusión con tarjeta roja a un jugador se realiza en el último minuto del partido, este jugador no podrá jugar en el siguiente partido oficial que vaya a disputar su club.